domingo, octubre 22, 2017

Don Belisario

Jirón Rodolfo Espinar 159, Lima 15018, Perú

Cuenta la historia... que existió un gran hacendado llamado Don Belisario quien era famoso por congregar en grandes mesas a amigos y familiares, alrededor de la exquisita sazón de su esposa Doña Enriqueta. Aquellos fueron muchos años de Deliciosos momentos. Fue luego de la partida de Don Belisario de este mundo que las cosas cambiaron. Doña Enriqueta dejó de cocinar y la hacienda ya no fue más el punto de reunión de sabores, de alegrías, del bitute. Hasta que un día, de pronto, se escuchó el fuerte canto de un gallo justo antes del almuerzo. La extraña confusión del animalito llamó la atención de los trabajadores. Esa misma noche, antes de la cena, el gallo volvió a cantar. También lo hizo al día siguiente... y al siguiente... y así todos los días. Rápidamente la noticia corrió por los alrededores, gente de todas partes venía a ver tan magna curiosidad: un gallo que no anunciaba el amanecer sino la hora de sentarse a comer. Doña Enriqueta decidió volver a cocinar para todos los que empezaban a llegar justo a la hora de almorzar o cenar. Redescubrió su sazón, sus recetas y con alegría exclamó: “¡Este gallo es Don Belisario!”

Pin It on Pinterest

Share This

Comparte el gusto por la cocina por las redes sociales

Gracias por compartir nuestros contenidos!